“De una desde el primer día, me sentí como en el paraíso, no sé, como un lugar donde sí puedo decir que es mi casa”.

San José de Suaita, Santander, Colombia
San José de Suaita, Santander, Colombia
Foto: Instagram @dominiccolombia.

Con estas palabras, Dominic explica la conexión que sintió con Colombia, especialmente con Bucaramanga, en donde hoy asegura que están sus amigos, sus sueños y su vida misma.

Aunque actualmente se encuentra en Alemania junto a su familia por motivos de la pandemia, Dominic espera regresar pronto a Colombia, a ese lugar en donde es feliz desde el año 2015 cuando llegó por primera vez.

En expatgroup.co, historias como la de Dominic, nos hacen vibrar de alegría, pues todos los días nuestro equipo trabaja para lograr que muchos extranjeros puedan obtener su permanencia legal en Colombia y emprender sus negocios y proyectos de vida aquí.

Saber que personas de otros rincones del mundo valoran tanto nuestro país, nuestra cultura y nuestra gente, es sin duda el motor que nos mueve a seguir dando siempre lo mejor.

A continuación, compartimos con ustedes la entrevista que tuvimos con Dominic para conocer un poco más a fondo su historia y sus percepciones de Colombia antes y después de enamorarse perdidamente de este país.

1. Dominic, ¿Qué sabías o pensabas sobre Colombia antes de llegar o qué te habían dicho sobre nuestro país y Sudamérica? 

Antes de venir a Colombia, yo la verdad no sabía mucho del país, sólo sabía que es otro país latinoamericano donde la gente es muy amable. Anteriormente había conocido México y allí tuve muy buenas experiencias, así que por esa razón, quería conocer más de la cultura latinoamericana.

Algo que sí recuerdo muy bien de Colombia, es el Mundial 2014, donde los colombianos fueron el único equipo que bailaba después de meter un gol, y eso me dio una muy buena impresión de Colombia.

De pronto muchas personas tienen una mala impresión de Colombia antes de venir, pero yo la verdad no la tenía. No me había informado mucho sobre Colombia, entonces no tenía los datos malos que muchos tienen. Yo simplemente sabía que es un país alegre, que juegan bien el fútbol, y también, pues me lo imaginaba como un país donde hay mucha naturaleza, donde hay mucha selva y todo eso. Entonces esas eran las primeras impresiones de Colombia de mi parte y pues de Sudamérica lo mismo. 

Aquí, Dominic nos cuenta que en Alemania lo que más se reconoce a cerca de Sudamérica, es Brasil, el fútbol y la alegría. Además, relata que si se examina a Sudamérica en términos más generales, podría existir un concepto negativo en cuanto a la seguridad, pero que él desde su experiencia personal, como ya había conocido México, no se sintió inseguro al llegar a Colombia.

2. ¿Cómo fue el proceso y qué decisiones tuviste que tomar para emprender tu viaje a Colombia?

Acá les quiero comentar un poco sobre cómo fue la decisión en general. Yo estaba estudiando Negocios Internacionales en Alemania, y por lo general, en el cuarto semestre como es una carrera internacional, se recomienda mucho hacer un semestre en una universidad de otro país, y como yo ya había empezado a estudiar un poquito el español, quería practicar más el idioma para no perderlo. 

A mí también me gustaba mucho viajar lejos, y por eso tomé la decisión de ir a México. México era el único país en toda Latinoamérica que tenía un convenio con mi universidad y por eso lo elegí. Habían otros países como España, que al hacer parte de Europa no me atraía mucho. También estaba Australia, Estados Unidos, Singapur, y muchos otros países, pero definitivamente quería ir a México. Al llegar allá, me sorprendí mucho sobre la cultura, y por casualidad, en el próximo año ofrecieron un nuevo programa de una doble titulación que era precisamente en Bucaramanga, Colombia.

Entonces no es como que yo elegí Colombia, pero había tenido una muy buena impresión de México, de la cultura latina, y después ofrecieron este programa de doble titulación en Colombia y yo pensaba: “bueno, Colombia no debe ser tan diferente a México, entonces voy a tener otra experiencia muy muy bacana. Y pues eso sí lo pude confirmar después que fue hasta que Colombia me gustó más que México”.

¿Fue fácil tomar la decisión? ¿Qué dijeron tus amigos y familiares?

Al inicio, frente a mi decisión de estudiar un año adicional en Colombia, mi familia estaba tranquila. Pero cuando ya tomé la decisión de quedarme en Colombia, durante el segundo semestre de la carrera, mi familia sí se preocupó un poco por la distancia pero no por el país. 

La verdad uno sí escucha los medios de comunicación. Hace 30 años por ejemplo, había muchas malas noticias diariamente sobre Colombia, pero eso ha cambiado mucho, pues últimamente no se escucha casi nada sobre Colombia en los medios. Por eso los jóvenes no tienen una mala impresión, pero eso sí sucede con algunas personas mayores. Por ejemplo, algunas personas en el trabajo sí me decían que era peligroso que viniera a Colombia, pero eso no ocurrió con mis papás.

No sé cómo decirlo, mis papás son menos ignorantes [entre risas], pues no simplemente creen en lo que dicen los medios de comunicación porque eso se puede interpretar también de otras maneras. Entonces, pues tomar la decisión de ir a Colombia sí fue fácil, porque me encantó México y simplemente tomé la decisión de solicitar el puesto de la doble titulación para hacerla en Colombia, me aceptaron y no lo pensé dos veces, ¡de una!

Bueno Dominic, hasta aquí, hemos visto que a diferencia de la situación de muchos otros extranjeros, tu no tenías malas referencias de Colombia ni una presión negativa sobre ti por haber decidido migrar a Colombia. Nos alegra que hayas podido disfrutar de tu llegada al país sin prevenciones.

Ahora bien, Colombia en el mundo ha sido un país estigmatizado desde la perspectiva de la violencia y el narcotráfico, pero Alemania por su historia con Hitler y las guerras también ha tenido que lidiar con una fuerte carga de estigmatización.

3. En tu niñez o juventud, ¿sentiste alguna vez que los alemanes eran estigmatizados o juzgados por el resto del mundo?

Referente a este tema, los alemanes todavía están estigmatizados por lo que pasó en la Segunda Guerra Mundial. Por ejemplo, en Colombia muchas veces la gente también dice: “como eres alemán debes conocer a Hitler” o cosas así, pero yo personalmente no me ofendo tanto con eso.

Primero, es un tema que ya ha pasado hace más de 80 años y entonces está tan atrás que ya no me genera rabia, no es lo mismo como cuando uno habla de Pablo Escobar. Pero también, uno tiene que ver otro lado, mis papás no son alemanes, mis papás nacieron y crecieron en Kazajistán, cerca de la frontera de China. Mis abuelos también vivieron allí durante la Segunda Guerra Mundial, es algo difícil, porque yo la verdad en ese sentido no me identifico como un alemán. 

Yo sí me acuerdo que yo estaba estudiando con otro alemán en Colombia, fuimos dos en la clase del programa de doble titulación, y el otro alemán cuando molestaron en la clase sobre Hitler, él sí se enojó, pero yo personalmente no, pues yo lo tomé con humor, pero de pronto también es porque yo no no soy puro alemán, entonces creo que es por eso.

4. ¿Cuál fue tu primera impresión al llegar a Colombia y qué fue lo primero que sentiste cuando aterrizaste en nuestro país?

Mi primera impresión al llegar a Colombia fue que yo simplemente estaba feliz de poder conocer otro lado. Yo llegué en enero, y en enero hace mucho frío en Alemania, así que si uno llega a un país caliente, eso de una te pone una sonrisa en la cara.

Llegué en la noche, así que el próximo día salí y ese ambiente que uno siente en Colombia aunque todavía no conozca nada, pero uno sale y siente la alegría entre la gente. Estaba ubicado en las primeras noches, en una parte muy bonita de Bucaramanga, donde habían muchos parques, y pues uno sale y se encuentra con toda esa naturaleza y después toda esa alegría, uno se sienta en una tienda a tomar una cerveza… no es que es mucha alegría al llegar a Colombia, esa fue como la primera impresión.

Yo me acuerdo que el primer día que salimos, hemos tomado una cerveza con el otro alemán porque llegamos al mismo tiempo, y fue una belleza, la música siempre me alegra el día, la música latina que uno escucha y todo, simplemente se siente muy bien la alegría del ambiente. De una desde el primer día, me sentí como en el paraíso, no sé, como en algún lugar donde sí puedo decir que es mi casa. De una el primer día lo sentí. 

5. Cada día que pasaba fuiste entendiendo mejor nuestra sociedad y nuestra cultura, ¿qué fue lo que más te llamó la atención de la personalidad de los colombianos?

Pues yo la verdad al inicio también ya me sentía muy identificado porque como había estudiado en México, entonces ya conocía la cultura latina. Es una cultura que sí me gustó muchísimo. Yo sé que siempre hay diferencias entre la cultura alemana y la cultura latina, pero uno se acostumbra muy rápido.

Yo aprendí muchas cosas en México, pero lo que para mí sí fue nuevo en Colombia por ejemplo, es estar en la clase con muchos colombianos, trabajar con ellos, y aunque uno se acostumbra a eso también, es un poco diferente porque en Alemania, en la universidad son más organizados, cumplen más con las fechas, y cuando uno se reúne para hacer trabajo en grupos y todo eso, es un poco más estricto en Alemania y acá es un poquito menos organizado pero uno se se adapta muy rápido a la cultura. 

Y lo que me llamó la atención de la personalidad de los colombianos, es  de pronto como tomar todo un poquito más relajado, digamos, no se estresan tanto por muchas cosas por las cuales los alemanes sí se estresan, entonces pues digamos lo que me gustó mucho y a mí me llamó mucho la atención, aunque lo he conocido en México también, es que las personas aunque han tenido problemas, toman todo un poquito más relajado, no se están preocupando tanto sobre esos problemas y así creo que también se pueden resolver mejor.

6. ¿Cómo tomaste la decisión de quedarte en Colombia? Cuáles fueron las razones para querer establecerte aquí? 

“Durante el estudio me enamoré del país, de la cultura, me encantó todo y quería tomar la decisión de quedarme”.

Bucaramanga, Colombia
Foto: Instagram @dominiccolombia

Pero para quedarte en otro país a largo plazo, no puedes ser profesor de inglés, especialmente como extranjero, porque tenemos que visitar a la familia y esos son otros gastos y también la visa, entonces uno con un sueldo normal, tiene muchos más gastos como extranjero, así que si uno quiere quedarse como profesor de inglés o hacer algún trabajo como los colombianos, pues va a ganar mucho menos en el sentido de que tiene más gastos y eso a largo plazo es un poquito complicado. 

Yo sí quería quedarme y estaba buscando algo justamente en Bucaramanga, porque era el lugar donde quería vivir, porque allá también tenía mis amigos y me encantó la ciudad, pues en realidad me encantó toda Colombia, pero ya me había acostumbrado a Bucaramanga y me enamoré de esta ciudad, entonces estaba buscando alguna forma de poder estabilizarme, estaba pensando en cómo se puede emprender algo y me llegó la idea del turismo.

Esto sucedió porque mis papás estaban visitando Colombia y les mostré Santander y Bucaramanga y quedaron muy sorprendidos sobre la región. Aunque antes me habían dicho como “¿qué vamos a hacer acá?”, y una semana de viajes en Santander pasó muy rápido y ahora ellos se querían quedar más, así que de ver esa situación pensé que se podía potenciar el turismo, que hasta ahora no era tan explotado en esta región, estuve analizando el mercado y vi que había potencial y de todas formas me quería quedar en Colombia de alguna forma y sentí que esta era la mejor forma para quedarme en esos momentos y por eso cree la empresa [Wolf Tours Colombia] durante el segundo semestre, que fue como en septiembre 2016. Todo simplemente porque me enamoré del país, de la ciudad, y me quería quedar a vivir en el largo plazo.

7. Si Colombia tuviera algo mágico, algo especial para ofrecerle al mundo, ¿qué crees que sería? ¿Cuál es el mayor potencial que tiene nuestro país?

Bueno, si yo digo la verdad para mí es la alegría. Uno no siempre tiene que ver la parte económica, para mí simplemente es ser alegre y valorar las cosas que uno tiene, porque tienen menos que por ejemplo en Alemania, pero en Alemania siempre se quejan más.

“Entonces eso es algo que para mí es lo mágico de Colombia, lo que tiene potencial, que la gente pues la verdad vive en un  paraíso, que tienen un clima excelente, que tienen muchas ventajas que otros países no tienen, que no se siente el estrés, sino que se siente la alegría y la felicidad”.

Barranquilla, Colombia
Foto: Instagram @dominiccolombia

Fuiste creando un proyecto para quedarte, quisiste emprender y hacer negocios en Colombia, viste la oportunidad de hacer algo distinto a lo común.

8. ¿Crees que las condiciones y la forma de ser de los colombianos te ayudaron a lograr lo que has alcanzado hasta el momento? ¿Tal vez en Alemania hubiera sido diferente?

Yo diría que sí, muchísimo y les voy a explicar por qué. Yo en Alemania no estaba feliz, pues no estaba contento y si uno no está contento con su trabajo, con sus circunstancias de la vida,  entonces uno no tiene motivación, y uno puede ser inteligente, uno puede ser bueno en lo que hace, pero si uno no está motivado no va a tener éxito.

Y eso fue lo que me pasó en Colombia. Como estaba enamorado de la vida allá, allá es donde uno está luchando mucho más por lo que uno quiere. Yo sí tenía muy buenas oportunidades de trabajar acá en Alemania, me aceptaron en una muy buena empresa, he tenido buenas calificaciones en la universidad, pero digamos, todo eso es una muy buena base para ingresar, pero no estaba feliz con lo que estaba haciendo, entonces si uno no está feliz con lo que está haciendo y no está feliz en su ambiente, entonces uno no va a estar motivado para tener éxito. 

En Colombia fue todo lo contrario, y claro, pues esta alegría de salir, de tener esta calidad de vida que tengo en Colombia, eso me motivó a trabajar más duro, a trabajar mejor y a llegar a mis metas, hablando sobre mi empresa y el ser influenciador. Aunque el ser influenciador comenzó apenas hace unos meses, pero sí claro, también lo estoy haciendo con éxito porque me encanta, me encanta Colombia y si uno está trabajando con pasión, y con pasión para mí es trabajar o digamos hacer temas sobre Colombia, eso sí ayuda muchísimo a tener éxito.

9. ¿Por qué Bucaramanga? ¿Qué te llamó la atención de esta ciudad, qué tiene de distinto y llamativo para ti? 

En cuanto a Bucaramanga, pues primero uno tiene que considerar que mi universidad tenía un convenio con la UNAB en Bucaramanga, entonces ya por la universidad fue que yo llegué a la ciudad.

Yo también viajé por todo el país, y digo que la alegría y la felicidad en todo el país están muy buenos, pero la ventaja principal que tiene Bucaramanga para mí que es una ciudad grande, pero no demasiado grande, tiene un millón de habitantes con Floridablanca y ese me parece un tamaño perfecto, y al mismo tiempo, no tiene turismo, no tiene muchos extranjeros que viven allá. Y, ¿qué significa eso para mí? Pues yo digo que uno puede comparar muchas veces Bucaramanga con Medellín, que Medellín es un Bucaramanga grande, es lo que dice mucha gente, y también me encanta Medellín, pero lo que por ejemplo no me llama tanto la atención es que en Medellín hay muchos turistas, muchos extranjeros, entonces tú te sientes como otro extranjero más. 

Las personas me hablan a veces en inglés en la calle en Medellín pues me consideran otro turista y eso no es lo que soy. En Bucaramanga la ventaja es que allá yo simplemente soy parte de la cultura, allá me reconocen como otro colombiano, allá muy pocas veces me tratan como un turista, allá todo es más original, no tiene tanta influencia extranjera, entonces eso es lo que me encanta de Bucaramanga. Y pues en esos momentos uno también puede pensar como me gustaría vivir allá, Medellín es una ciudad bonita, obviamente me gustaría vivir allá también, pero ahora yo tengo mis amigos en Bucaramanga, mi vida está en Bucaramanga, y eso ahora es algo distinto y llamativo para mí.

Al ya tener claro y saber que ibas a quedarte, seguramente necesitaste hacer varios procesos, es decir, debías permanecer legal y buscar una forma de poder vivir como un colombiano más. Uno de esos procesos como lo mencionaste antes, es la visa.

10. ¿Qué piensas del proceso de visa para extranjeros en Colombia? Compártenos un poco cómo fue esa experiencia para ti.

Acá el proceso de la visa sí fue bastante complicado. Yo al inicio solicité una visa para ser independiente (Visa Tipo M (Independiente), para trabajar independientemente en turismo. La solicité, hice todos los documentos, todo se demoraba y después me rechazaron esa solicitud y me dijeron: “tienes que crear una empresa”.

Eso me generó bastante estrés porque estaba en una situación muy compleja, yo no podía decir a la empresa mía en Alemania que voy a rechazar el puesto que me han dado y después me rechazan también la visa acá en Colombia y después no tengo nada. Fue un proceso complicado. Yo estaba muy seguro que yo iba a solicitar la visa y que me la darían, pero no me la dieron, entonces tuve que solicitar la visa de nuevo, pero creando una empresa (Visa Tipo M (Socio Propetario) y también, como ustedes saben, uno tiene que tener como propietario de la empresa unos 100 salarios mínimos y demostrarlos en la cuenta bancaria y eso fue bastante difícil. 

Yo tenía la suerte en ese momento que mis papás vendieron su casa y tenían un poquito de efectivo, entonces me trasladaron un poquito de dinero a mi cuenta para tenerlo ahí y mostrar que sí tenía la plata, y bueno, ya al final esta segunda vez sí pude llegar a obtener la visa. 

Dominic Colombia
Dominic Colombia

La verdad, me acuerdo que fueron noches que no podía dormir, porque pues uno tiene un sueño de quedarse en algún país, pero ya una vez rechazan tu visa, la segunda vez tú no estás seguro si te aceptan la visa, porque si hubieran rechazado esta segunda vez, pues no sé qué hubiera pasado la verdad. Es un proceso bastante complicado. Un amigo que quería quedarse trabajando conmigo, también a él le rechazaron la visa y tuvo que devolverse para Alemania, entonces no es tan fácil como todos piensan.

11. ¿Cuáles son los beneficios más importantes al obtener una Cédula de Extranjería? ¿Le recomiendas a los extranjeros hacer este proceso?

Sí son muchos beneficios para obtener una Cédula de Extranjería, pues mejor la cédula de ciudadanía, pero con esta cédula tú puedes hacer muchas cosas en Colombia, pues si solo tienes pasaporte, muchas veces no puedes comprar cosas, no te puedes registrar, no puedes hacer contratos, entonces si la verdad quieres vivir en Colombia,  quieres comprar muebles, por ejemplo, ya comprando un mueble muchas veces solicitan que tengas Cédula de Extranjería.

Yo me acuerdo que el otro alemán que estaba estudiando conmigo, quería comprar un escritorio por $120.000 COP nada más, y no podía comprar este escritorio porque Homecenter no aceptó su pasaporte, tenía que tener la cédula de extranjería o la cédula de ciudadanía, entonces un colombiano fue con él y pues compraron el escritorio juntos porque tenía que estar registrado en alguna aplicación. No sé porqué es tan complejo, pero sí, sin cédula de extranjería o sin cédula en general en Colombia no puedes avanzar. Eso es importantísimo.

12. Teniendo en cuenta lo que sabías de Colombia antes de venir y lo que ahora realmente conoces, ¿qué piensas de nuestro país?

Mi impresión antes de llegar a Colombia no era negativa, era más positiva que negativa, quizás otras personas decían que era peligroso y uno tiene más cuidado al inicio, pero después se ve que todo está más relajado, así que yo vine con una muy buena impresión al país, pero de todas formas la impresión se mejoró.

Y, ¿qué pienso del país? Que es una belleza, que es un paraíso, que tiene muchas cosas perfectas, que obviamente la corrupción es un gran problema pero lamentablemente eso es como parte de la cultura latinoamericana en general, pero de todas formas las personas viven más felices que en países desarrollados donde la economía está bien, porque ese no siempre es el indicador para decir que en ese país se vive mejor, entonces para ver si en un país se vive bien, uno tiene que vivir en felicidad, y ahí es donde uno puede ver que en Colombia es mejor y para mí es una belleza, por eso para mí Colombia es un paraíso.

13. Siendo muy honesto, ¿qué le dirías a otros extranjeros que tienen dudas o miedos frente a la posibilidad de vivir en Colombia?

Pues yo le diría a las personas que vayan y que conozcan, porque si ellos sólo escuchan algo en los medios de comunicación donde siempre hay muchas informaciones y falsas informaciones, entonces no van a poder tener una impresión del país. Entonces que vayan, que conozcan, y pues si les gusta que se queden, y si no les gusta que no se queden, pero pues deberían aportar al país también, no aprovecharse del país porque eso sí es malo, pero que vayan y que conozcan, esa es la mejor manera de quitar los miedos.

Bucaramanga, Colombia
Foto: Instagram @dominiccolombia

“La verdad no he conocido a personas que vuelvan de Colombia y después hablen mal del país, eso nunca me ha pasado. Así que conocer es la mejor forma de cambiar la perspectiva, de cambiar la opinión en caso de que antes tengan una mala opinión sobre el país”.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

3 + 7 =